Contencioso.es

Contencioso es un pedazo de la blogosfera pública

jueces iinvisibles   En España la figura del juez sustituto ha prestado un valiosísimo a la Justicia pues permitió en las últimas décadas suplir la cobertura rápida y temporal de vacantes de mayor o menor duración en las plazas judiciales.

   Era de esperar el impacto de la fuerza expansiva de la directiva europea (1999/70/CE) y del Acuerdo Marco sobre el trabajo de duración determinada, que a golpe de sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea ha ido “borrando” la distinción entre funcionarios y laborales y entre empleados permanentes y empleados temporales. Para Europa todos los “trabajadores” tienen derecho a ser tratados de forma igual en sus condiciones de trabajo sin que la precariedad o temporalidad autorice a distinguir.

 De ahí que el colectivo de jueces sustitutos, ante el impacto de la reforma operada por Ley Orgánica 8/2012 que los postergó en los llamamientos ( al imponer la preferente cobertura de vacantes por jueces de carrera), planteó un órdago judicial ante la Sala Contencioso-Administrativo del Tribunal Supremo: reclamar al amparo de la normativa comunitaria la condición de trabajadores indefinidos no fijos, estabilidad en la labor judicial y la plena identidad en condiciones laborales con los jueces de carrera, unido a una acción de indemnización para resarcirse de retribuciones e implicaciones económicas. Como demandados nada menos que el Consejo General del Poder Judicial, el Ministerio de Justicia y el Gobierno de España.

El resultado ha sido el rechazo de plano por el Tribunal Supremo de tales pretensiones en la interesantísima STS de 19 de Febrero de 2015 (rec.2394/2013) que presumiblemente irá seguida de un desfile de sentencias sustancialmente idénticas. Continue Reading

evaluacion de funcionariosSi hay una cantinela que se agita por cada reforma del estatuto de los funcionarios desde que se implantó la democracia, tanto en el ámbito estatal como autonómico o local es aquello de “que cobren mas quienes mas trabajen” y esgrimir lo de los “sistemas de evaluación de rendimiento”.

Sin embargo, aunque las Administraciones son muchas y muchos los años de vuelo, no conozco ningún sistema de evaluación del desempeño de los empleados públicos en ninguna Administración pública que no haya incurrido en alguno de estos tres defectos.

  1. El “café para todos”. La paz social lleva a asignar complementos y presumir el buen rendimiento para todos, o por grupos homogéneos vinculados a cuerpos o escalas o criterio objetivo similar.
  2. El “ que tiene padrino se bautiza”. O sea, será el superior jerárquico quien de manera informal informe y propicie una valoración del desempeño del puesto de trabajo (con pocas luces y ningún taquígrafo) y que determinaba el abono del complemento de productividad o era el pasaporte que influía en decidir la adjudicación de uno u otro puesto de trabajo.
  3. El “tenemos un sistema de evaluación de desempeño tan bueno como irreal” pues está elaborado por una consultora externa, bajo ítems y criterios tan académicos y/o técnicos que permite a la Administración justificar la existencia de una evaluación de desempeño, aunque no sirva para nada.

Pero el BOE me ha enseñado que puede haber luces en el túnel. Continue Reading

codex

Ponente y Decano, al pie del campo de batalla

Tal y como anuncié en un reciente post, el pasado día 17 de Febrero tuve el honor de hablar en el marco de las fiestas Codex 2015 de la Facultad de Derecho de la Universidad de Salamanca, sobre la profesión de abogados, bajo el título “Secretos, mentiras y belleza de la abogacía”.

Un tema ambicioso y difícil de encorsetar en 45 minutos, pero que me atrae vivamente desde la reciente publicación de libro “Abogados al borde de un ataque de ética” (Thompson Reuters, 2014), que elaboré ex aequo con mi admirado amigo y abogado, D. Juan Manuel del Valle Pascual.

Lo cierto es que la ponencia cuenta con el “atenuante de vespertinidad” (pues tuvo lugar… ¡a las 16,00 horas!, tiempo idóneo para la siesta y la holganza carnavalesca mas que para honduras jurídicas). Así y todo, gracias a la gentileza del equipo del Canal Institucional de la Universidad de Salamanca (USAL TV) que demostró paciencia y buen hacer para elaborar el video, y como no, a la  Facultad de Derecho y el comité de organización del Codex, aquí tenéis disponible la ponencia. Aunque comienza de forma acelerada por la premura temporal, pronto acompasa el ponente el paso.

chaves en SalamancaJusto es hacer constar que la ponencia quedó espléndidamente emparedada.

Por un lado, antes de la ponencia, con  un amenísimo almuerzo con Ricardo Rivero Ortega, Decano de la Facultad de Derecho y Catedrático de Derecho Administrativo, y con Fernando Dávila, Decano del Colegio de Abogados de Salamanca, unido a la compañía de otros amigos de estos lances.

Por otro lado, tras la ponencia, con una cañitas y saludo a amigos y compañeros de mi pasado universitario salmantino que tuvieron la amabilidad de permitirme darles un fuerte abrazo. Y por la noche, claro, Salamanca en todo su esplendor con mis amigos de la ciudad dorada, entre ellos, Antonio Arias quien, por cierto, acaba de glosar dos trabajos de Ricardo Rivero en su último post.

negativoMe quedo perplejo, como ciudadano y padre de escolares, ante ese nuevo ingenio de la factoría pública que, en el caso del Principado de Asturias (aunque seguramente pronto asumido por otras Comunidades) llevará a aplicar la singular receta para la educación de sustituir las calificaciones académicas en aspectos tan absurdos como utilizar el finolis y ambiguo “iniciado” en vez del contundente “suspenso”. En concreto se pretende sustituir las calificaciones tradicionales – suspenso, aprobado, bien, notable- por las de “Iniciado”, “En desarrollo”, “Adquirido” y “Adquirido ampliamente”.

Lo explica estupendamente la noticia periodística:
 

El cero patatero, el suspenso absoluto, el “cate” con todas las de la ley, está de capa caída. Ya no se estila. Ya no hay ceros en Primaria ni en la ESO, aunque pervive en el Bachillerato, etapa donde resulta casi insólito. El “0” pasó a llamarse hace mucho tiempo “muy deficiente”. Sonaba mal de todas formas. Un suspenso muy suspenso se llamó después “Muy insuficiente”. Más tarde todo quedó en un inconcreto “Necesita mejorar”. La LOMCE, esa ley a la trágala que propició el Gobierno central a contracorriente, favorece nuevas terminologías políticamente más correctas. Asturias, porque tenía competencias para ello, se inventó una para la evaluación final del tercer curso de Primaria, que podría celebrarse esta misma primavera como experiencia piloto y que tendrá ya carácter oficial a partir del curso 2015-16. El grado de competencias se expresa en estos términos: iniciado, en desarrollo, adquirido y adquirido ampliamente. No habrá notas numéricas.(…) Pero mejor huir de la terminología tradicional aunque muchos de los que tienen de 50 años para arriba hubieran preferido en su día llegar a casa con varios “iniciado” que con varios ceros. El “iniciado” indica que estás ahí, que estás en ello, que lo tienes crudo pero aún con posibilidades; con retraso pero no descolgado.

 

Me vienen infinidad de reflexiones.

Continue Reading

justoEs sabido que el Tribunal Supremo en las últimas décadas ha aplicado criterios altamente restrictivos para la admisión de los recursos de casación, en una interpretación formalista y restrictiva de los requisitos procesales legalmente establecidos.

Ahora la reciente Sentencia del Tribunal Constitucional de 22 de Enero de 2015 manda un claro mensaje antiformalista al Tribunal Supremo a la hora de inadmitir los recursos de casación. Veamos. Continue Reading

caducidadLa Administración suele aprobar Proyectos de obras o de establecimientos de servicios. No suelen ser procedimientos sencillos y están jalonados de trámites, negociaciones, informaciones públicas, informes y reclamaciones varias. De ahí que normalmente se demora su aprobación final.

Además las paralizaciones de Proyectos de Obras y servicios han crecido en los últimos tiempos, ya que suelen ser reexaminados si cambia el color ideológico de los políticos tras los procedimientos electorales, unido a que en tiempo de crisis económica no suelen ser tan urgentes.

Ya que siempre hay terceros interesados en que determinados Proyectos de Obras paren, retiren o demoren (vecinos afectados, competidores, grupos ecologistas, etc), resulta interesante el criterio sentado por una reciente Sentencia de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Supremo que confirma la sentencia que declaraba la invalidez de la Resolución ministerial que aprobó definitivamente el proyecto de “Paseo Marítimo en la Playa de Marchamalo”, por apreciar la caducidad ante la dilatada tramitación temporal del mismo (dos años excediendo el plazo el plazo de seis meses, previsto en el  art. 42.2 de la Ley 30/1992, para dictar una resolución expresa), con el consiguiente archivo y vuelta a la casilla de salida de todo el procedimiento. No olvidemos aquello de “procedimiento caducado, procedimiento muerto e incinerado”. Y así se rechaza la tesis del abogado del Estado relativa a que la dilación temporal por encima del plazo marcado en este procedimiento de oficio constituía una mera irregularidad invalidante. Veámoslo con detalle. Continue Reading

jueces lunaticosLamento tener el defecto de rebelarme frente a la infamia y la lectura del reciente artículo publicado en el Dominical del País Semanal (8/02/2015) por Javier Marías, bajo el titulo “Jueces no humanos” y subtitulado “Hay no pocos jueces que no disimulan nada, y a los que no preocupa lo más mínimo manifestar síntomas de locura” merece un comentario como respuesta a un artículo pobre, pretencioso y que dice poco, o mucho según se mire, de quien lo firma.

Escuchemos las perlas que destila el artículo de quien se alza en “juez de jueces”, aunque recomiendo su íntegra lectura, pese a que como todo panfleto tienda a ser leído parcialmente antes de ser desechado. Continue Reading

AULA DONDE IMPARTÍA CLASES FRAY LUIS DE LEÓN

AULA DONDE IMPARTÍA CLASES FRAY LUIS DE LEÓN

Con ocasión de la celebración de las fiestas de la Facultad de Derecho de la Universidad de Salamanca, las populares fiestas del Codex, que cuentan con fiestas, juegos así como otras actividades lúdicas y formativas, el Decano de la Facultad de Derecho, D. Ricardo Rivero Ortega, ha tenido la amabilidad de invitarme a impartir una conferencia o charla en el Salón de Grados de la Facultad de Derecho (Campus Miguel de Unamuno, Paseo de Francisco Tomás y Valiente, s/n, 37007 Salamanca), el próximo martes, día 17 de Febrero a las 16,00 horas sobre tema tan vivo y sugerente como “Secretos, mentiras y belleza de la abogacía”. Casi nada.

Aunque ya me suelo ocupar de la vertiente de la profesión de los abogados en este blog así como en el reciente libro escrito en colaboración con Juan Manuel del Valle Pascual, “Abogados al borde de un ataque de ética” (Civitas – Thomson Reuters, 2014), en esta importante ocasión me esforzaré en transmitir a la sangre joven de los futuros abogados los desafíos que les esperan las claves que, a mi juicio, pueden ayudarles en tan noble profesión.

Así pues, la asistencia al acto es libre y serán bienvenidos tanto los jóvenes juristas como los veteranos, confiando en provocar la sorpresa en aquéllos y la sonrisa de éstos.

Al fin y al cabo las fiestas de Carnaval no impiden unas dosis de sana palabrería sobre el variopinto mundo jurídico y el escenario procesal donde no faltan ocasiones para la carnavalada y la sorpresa.

Debo hacer constar mi entrañable recuerdo a la ciudad de Salamanca, que fue la cuna de mi familia y en la que serví a su Universidad como letrado durante varios años, además de cosechar buenos amigos y contar con recuerdos cariñosos hacia muchísimos profesores y funcionarios que me ayudaron de muchas maneras. Anécdotas y vivencias a raudales, custodiadas en mi memoria con mimo similar a como la Biblioteca General de la Universidad de Salamanca custodia sus cuatrocientos incunables.

De hecho, me atreví a elevar mi visión de la Universidad de Salamanca para festejar su VIII Centenario, en el próximo 2018.

libros redondosEn este punto no me resisto, para goce de los lectores, en traer a colación la anécdota histórica de tan meritoria Universidad, referida a los “Libros redondos y gordos” que son los diez globos, celestes y terráqueos, que se conservan en la Biblioteca Histórica. Cuatro de ellos, fueron adquiridos en su viaje a París por el que fuere Catedrático de Matemáticas de la Universidad de Salamanca, Torres Villarroel (1693-1770), según nos informó Antonio Arias en un ameno post, y como el contable que hacía las veces de interventor por entonces, se opuso a prestar conformidad a la gastos de adquisición de tales globos puesto que la partida presupuestaria era únicamente para “libros”; pues bien, el ingenioso Catedrático hizo constar que eran “libros redondos”, para sortear el reparo y convencer al Claustro, lo que demuestra que “quien hace la ley, permite que otro haga la trampa”. Además se preciaba de adivinar el futuro y parece, a la vista de la situación actual que no iba mal encaminado cuando titulo a un soneto “Los ladrones mas famosos no están en los caminos”.

Y dando un salto en el tiempo hacia el siglo XXI y retornando al evento del Codex, como es de bien nacidos, debo y quiero plasmar mi agradecimiento personal al Decano de la Facultad de Derecho, y Catedrático de Derecho Administrativo, Ricardo Rivero Ortega, que pese a su juventud nos ha enseñado mucho con su prolífica obra, siendo especialmente admirable su valentía en adentrarse en ese territorio poco explorado pero de creciente protagonismo en la vida pública y privada, que es el Derecho Administrativo Económico.

¡Hasta el martes, en Salamanca!.

 

 

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 3.729 seguidores