Contencioso.es

Contencioso es un pedazo de la blogosfera pública


Leo con sorpresa la iniciativa de un investigador para promover captación de firmas para introducir en la declaración de la renta una casilla que vincule un 0,7% de los impuestos a la investigación e innovación. Iniciativa popular, materia impositiva, revolución presupuestaria, golpe de estado científico: todos los ingredientes para un fenómeno mediático.

1. La soflama del llamamiento me ha traído la imagen del cuadro la Libertad guiando el pueblo de Delacroix:

 La investigación y la innovación son pilares fundamentales para el desarrollo de una sociedad moderna, y hemos demostrado muchas veces que los científicos españoles podemos ser tan buenos como los del resto de países si nos dan la oportunidad. Dado que nuestros bienamados líderes no parecen querer entenderlo, quizás haya llegado el momento de exigir que nos den la opción a nosotros. ¡Exige una casilla en tu declaración de la renta para poder dedicar un 0,7% de tus impuestos a la consecución de un mundo mejor!”

2. Para Sevach como juego de ideas o para quejarse de la precariedad de la investigación no está mal, pero como propuesta seria le resulta un tanto chusca. La investigación e innovación es una actuación de fomento fundamental para cualquier Estado avanzado y debe incluirse una partida en los Presupuestos (tanto estatales como autonómicos) razonada, priorizando unas u otras líneas o entidades, pero sin mendigar y sin abandonar su financiación al azar. No resulta aceptable en modo alguno vincular la dotación presupuestaria a esa microdecisión de unas decenas de miles de ciudadanos al hacer la declaración y que disponen de unos segundos para estamparla sin conocer las consecuencias reales.

Veamos mis dudas:

A) ¿Que mas dará una mayor dotación en “investigación e innovación” si luego en su aplicación práctica un Programa, un Proyecto o un Plan puede permitir que se destine impunemente a otras finalidades diametralmente opuestas?.

B) ¿Qué clase de investigación e innovación?.¿ La pública o la privada?, ¿ la básica, la aplicada o la estratégica?. ¿ La desarrollada por Universidades, por el CSIC, por Fundaciones…o por todos ellos?, ¿ La investigación comercial, la sanitaria o sobre egiptología?, ¿ la investigación en defensa o en el mejillón tigre?…

C)  ¿Si aumenta la partida de investigación, bajo el elemental principio de vasos comunicantes, cual debería bajar?, ¿ o debe esperarse a ver el recorte para que los afectados promuevan otra declaración para otra casilla de garantía?.

D) ¿ Y los vaivenes que tal sistema provocaría en la dotación de cada año, con la consiguiente repercusión en líneas de financiación de investigación que requiriesen estabilidad?

E)  ¿ Y si hay una declaración de renta conjunta, quién decide si se financia o no la investigación?, ¿ por qué debemos presumir que quienes no tienen obligación de hacer la declaración prefieren no financiarla?

E) No nos engañamos, ¿quién tiene duda de que si el Estado o Comunidades Autónomas se ven obligados a aumentar su partida de financiación de la investigación, tendrían la coartada para recortar a las Universidades la subvención nominativa para gastos de profesorado?

F)¿ No resulta mas serio, concreto y práctico que las Universidades, Fundaciones y demás entidades, que cuentan con beneficios fiscales sobrados, abran cuentas para “donativos” o “microdonativos”, y así donará quien quiere quien lo merezca?

3. Si se abre el melón para la “democracia plebiscitaria presupuestaria”, a lo mejor se acaba sin garantizar dotación alguna a priori y se deja que sea el resultado de lo que libremente donen los contribuyentes (¡ virgencita, que nos dejen como estábamos!).

Claro que si ese es el camino, quizá lo mejor es que la casilla de la declaración de la Renta introdujese también el veto o rechazo a determinadas partidas:

¿ Por qué no poner en una casilla que los republicanos puedan objetar el gasto de la Casa Real y destinarlo a otros fines?.

¿Por qué no poner en una casilla la objeción del gasto militar y su destino a la sanidad?

4. Al final la situación puede ser como la fábula de los ratones y el gato. Todos los ratones aplaudían la idea genial, ponerle un cascabel al gato ( ¡ un porcentaje fijo de la renta con la casilla!), pero el silencio se hizo cuando el ratón veterano preguntó quíen le pondría el cascabel al gato ( o sea, ¿qué gasto pierde cuando el de investigación se incremente?) Y es que me gustaría retar a quien estampe su firma en tal iniciativa a que marque con una cruz alguna de las iniciativas que han sido financiadas como “otros gastos sociales” y que sería sacrificada por los “gastos de investigación”, listado que puede verse aquí.

Y es que  vestir un santo genérico (investigación) desvistiendo otro concreto (gasto social en Aldeas infantiles, Cruz Roja,etc) no me parece muy atinado, o al menos discutible.

5. En fin, que el “presupuesto participativo”  ya está inventado y fuera de municipios brasileños ha gozado de poca implantación, así que aplicarlo a todo un Presupuesto del Estado, parece que el traje le viene grande

 

0 thoughts on “La bonita ocurrencia de la Casilla del IRPF para garantizar la financiación de la Ciencia

  1. Panóptico dice:

    Recuerdo al respecto el Auto del Tribunal Constitucional núm. 71/1993 que analiza el derecho a la objeción de conciencia en el ámbito fiscal, en un caso donde un ciudadano dedujo de la cuota del Impuesto de la Renta de las Personas Físicas la parte proporcional correspondiente a los gastos de armamento previsto en los Presupuestos Generales del Estado para 1986, pero la Administración Tributaria practicó una liquidación de rectificación de dicha autoliquidación desestimando la objeción de conciencia fiscal alegada.

    La Sentencia de 29 de mayo de 1992, dictada por la Sección Cuarta de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña, desestimó el recurso interpuesto contra las resoluciones del Tribunal Económico Administrativo Provincial de Barcelona y de la Administración Tributaria, que consideraron improcedentes las deducciones practicadas, por lo que el recurrente interpuso Recurso de Amparo por vulneración de su derecho a la libertad ideológica del art. 16.1 C.E. y del derecho a la objeción de conciencia reconocido en el art. 30.2 CE.

    Considero no obstante, que el reciente Real Decreto Ley 20/2011 (BOE del 31-12-11) al establecer lo siguiente:

    “Séptima. Financiación a la Iglesia Católica. Durante el año 2012 el Estado entregará, mensualmente, a la Iglesia Católica 13.266.216,12 euros, a cuenta de la cantidad que deba asignar a la Iglesia por aplicación de lo dispuesto en los apartados Uno y Dos de la disposición adicional decimoctava de la Ley 42/2006, de 28 de diciembre, de Presupuestos Generales del Estado para el año 2007.”

    Es decir, la friolera cantidad de 72.500.000 pesetas diarios “donados por el Estado a otro Estado” y “a cuenta” lo que supone que todos los ciudadanos, aportan diariamente 436.000 Euros a una Entidad Religiosa, concreta por lo que se da cumplimiento al art. 16.3 de la Constitución, “los poderes públicos, tendrán en cuenta y mantendrán las consiguientes relaciones de cooperación con la Iglesia Catolica y las demás confesiones”.

    Desconozco lo que se “entrega a cuenta” a las demás confesiones y que Ley lo determina, pero por curiosidad, me voy a la Ley 42/2006 antes citada y dice:

    Disposición adicional decimoséptima. Asignación de cantidades a fines sociales. Para el año 2007 el Estado destinará a subvencionar actividades de interés social, en la forma que reglamentariamente se establezca, el 0,7 por ciento de la cuota integra del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas, determinada en la forma prevista en el apartado dos de la disposición adicional vigésima de la Ley 54/1999, de 29 de diciembre, de Presupuestos Generales del Estado para el año 2000, correspondiente a los contribuyentes que manifiesten expresamente su voluntad en tal sentido. El resultado de la aplicación de este sistema no podrá ser inferior a 126.077,52 miles de euros. Cuando no se alcance esta cifra, el Estado aportará la diferencia.

    Disposición adicional decimoctava. (Ley de Presupuestos 42/2006 para año 2007)

    Revisión del sistema de asignación tributaria a la Iglesia Católica.

    Uno. Con vigencia desde el 1 de enero de 2007 y con carácter indefinido, en desarrollo de lo previsto en el artículo II del Acuerdo entre el Estado Español y la Santa Sede sobre Asuntos Económicos, de 3 de enero de 1979, el Estado destinará al sostenimiento de la Iglesia Católica el 0,7 por 100 de la cuota íntegra del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas correspondiente a los contribuyentes que manifiesten expresamente su voluntad en tal sentido.

    Dos. A estos efectos, se entenderá por cuota íntegra del impuesto la formada por la suma de la cuota íntegra estatal y de la cuota íntegra autonómica o complementaria en los términos previstos en la Ley reguladora del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas.

    Tres. Durante el año 2007 el Estado entregará, mensualmente, a la Iglesia Católica 12.501.051,76 euros, a cuenta de la cantidad que deba asignar a la iglesia por aplicación de lo dispuesto en el apartado Uno anterior.

    CONCLUSION: La entrega a cuenta mensual de 12.501.052 de 2007, han pasado para 2012 a una cantidad mensual a cuenta de 13.266.216,12 euros, por lo que parece que esta cantidad al menos se actualiza no se si con arreglo al IPC o que otros parametros, pero la Nomina de los servidores publicos, esta no se actualiza.

    Me gusta

    1. Javier dice:

      Pura demagogia y persecución a la Iglesia católica. Olvidas que la reforma de la financiación se realizó precisamente para reducir gastos y que tiene como compensación una minoración o supresión de otros privilegios e ingresos (exención del IVA, por ejemplo). La Guerra Civil del 36 comenzó precisamente por culpa de gente como tú, que sólo ve una dimensión de la realidad y trata de imponer sus conclusiones, sesgadas y demagógicas, al resto de la población.

      Utilizando el mismo argumento, podría yo quejarme de la gran cantidad de dinero que se destina a los sindicatos, cuando a mí y a muchos millones de personas en España no nos representan en absoluto (profesiones liberales, estudiantes, jubilados…) o las subvenciones que se dan a los amigos de la ceja.

      Me gusta

    2. libreoyente dice:

      javier, javier…no hay que excitarse. Los conflictos se desencadenan más bien cuando la ira se impone al raciocinio.

      Me gusta

  2. arturios dice:

    Yo entiendo, más bien, que la campaña del 0,7 del irpf para ciencia es una forma de denunciar que nuestros políticos (ahora van una serie de palabrotas que me ahorro) no han entendido que la inversión en ciencia y tecnología es esencial para cualquier país y son de los que prefieren el pelotazo, la corrupción y el beneficio inmediato.

    Tienes razón en que debe ser el estado el que dote a la ciencia, pero la realidad es que esta pandilla de (….) lo consideran un gasto inútil sin beneficios inmediatos en lugar de una inversión a largo plazo.

    Me gusta

  3. Anbroxio dice:

    Este tipo de inicitivas son un mero toque de atención a los poderes públicos y una invitación a la reflexión, pero muy necesarias. No creo que se deba a entrar a debatir la factibilidad y eficacia de este tipo de iniciativas y otras muchas porque, si no, todas tienen cierto punto demagógico, indudablemente.

    Me gusta

  4. Matilde dice:

    Para mi lo de la casilla es al tiempo una denuncia llamativa al Gobierno por la supresión del mInisterio de Ciencia, por los recortes, por la privatización a la que van conduciendo ciertas iniciativas respecto a Educación, Sanidad y porque es la Economía lo más importante siendo así que se ha vociferado que son la Educación e investigación, sanidad y servicios sociales que eran intocables. Porque estábamos empezando a remontar y a salir de la cola de Europa y del mundo. Y de momento, qué otra forma tenemos de protestas y de decir dónde queremos que vaya eses dinero anónimo que aportamos en el IRPF. Sería bueno que cada ciudadano pusiera su casilla.

    Me gusta

  5. Enrique dice:

    A lo mejor es un experimento para intentar hacernos más felices aprovechando nuestra ignorancia. La ciencia en España ha sido tradicionalmente marginada por el poder y aún lo arrastramos en gran parte; pero así, con la casilla, nos creeríamos que tenemos cierto control sobre nuestro desarrollo científico y técnico.

    Y, por supuesto, en realidad marcar o no la casilla no valdría para nada y probablemente ni siquiera cumpliría el estado los resultados que salieran de las declaraciones de renta.

    Me gusta

  6. pablo dice:

    La verdad es que me sorprende cuanto menos este post.

    Recuperar o mejor dicho, alcanzar cierta capacidad de decisión sobre una politica de inversión estratégica me parece algo bueno. No se trata de desinflar ninguna otra partida, como señala Sevach, ni de discriminar el tipo de investigación a que irá destinada, ni qué partida reducir en contraprestación, sino de ampliar el binomio iglesia-fines sociales y un mayor control sobre el destino de los impuestos.

    Por otra parte nadie ha planteado que la investigación se financie sólo y exclusivamente con el resultado de esta casilla. Es una aportación añadida.

    En absoluto de acuerdo con el autor de este post.

    Me gusta

    1. sevach dice:

      Honradamente pienso que mi planteamiento en el post es realista. Basta imaginarse en tiempo de crisis una familia numerosa y que los hijos reclamen con firmas que el 10% de los ingresos familiares sea para gastos de su educación (libros,clases, idiomas,etc).
      Una petición digna y que se comparte en abstracto, pero imaginemos al padre que debe afrontar los gastos de 2o12, 2013 y sucesivamente sin ese 10%… ¿ Y la manutención.?, ¿Y si caen los ingrsos por despido del padre o madre.?.¿ Y si hay necesidades sanitarias sobrevenidas?, ¿ Y si el año que viene con el recorte comprometido del 10% sobreviene otro hijo?, ¿ Y si dentro de dos ejercicios los cambios e onomicos impiden cumplir con ese 10%..?.Creo sinceramente que la rigidez no es buena en un mundo cambiante y menos cuando peligra el Estado del Bienestar.
      En definitiva, valga la reivindicacion como icono o gesto pero me parece personlmente ( y por supuesto que puedo estar equivocado) que es inatendible bajo lo que debe ser un presupuesto anual: una prevision realista y priorizada según las circunstancias y caso. No un documento hipotecado a priori.
      Un cordial saludo y gracias a todos por enriquecer el debate

      Me gusta

  7. Francisco González B dice:

    Los contribuyentes no tienen por qué pagar de forma coactiva con impuestos, a unas determinadas Confesiones Religiosas, ni a unos determinados Sindicatos o Partidos Políticos. Quien simpatice, tenga afinidad ideológica o se sienta representado por Partidos Políticos, Iglesias o Sindicatos que se los pague de su bolsillo. Lo contrario es corrupción y vulneración del derecho fundamental a la libertad ideológica de las personas, por parte del Estado. Esa es otra dimensión de la realidad que hay que ver, pues también puede ser causa de Guerras Civiles.

    Me gusta

  8. Iota dice:

    Me parece que esta vez Sevach ha sacado los pies fuera del tiesto. Me ha extrañado bastante. Le voto negativo. El promotor de la campaña sólo pretendía sacar a la luz el problema de la investigación, y de los investigadores que se quedarán sin trabajo, quizá después de haber sacrificado años de tesis y de esperanzas. Es mi opinión, vaya.

    Me gusta

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: